ActualidadNación

El Presidente Macri viajó a Tucumán y transmitió su total apoyo a los afectados por las inundaciones

MM

El Presidente Mauricio Macri viajó a Tucumán y les transmitió el total apoyo del Gobierno Nacional a los pobladores de distintas localidades de la provincia que sufren las consecuencias de las inundaciones a raíz de las intensas lluvias que se registraron en la zona.

El Jefe de Estado se reunió con familias del paraje La Florida, que estuvo aislado durante varias semanas por los anegamientos en los caminos de acceso, y visitó el Centro de Operaciones de Emergencia (COE), ubicado en la localidad de Monteagudo.

“La Nación va a usar todas las herramientas que tiene a disposición para estar cerca de la gente y acompañar a tantos argentinos que pasan un momento muy difícil”, señaló el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, que acompañó a Macri en la recorrida.

El Presidente fue recibido en el Centro de Emergencias, que funciona en la Escuela 99 Provincia de Río Negro, por el gobernador de Tucumán, Juan Manzur, y los miembros del gabinete provincial.

Además de Frigerio, lo acompañaron el secretario general de la Presidencia, Fernando de Andreis; el titular del Plan Belgrano, José Cano, y el secretario de Vivienda y Hábitat, Domingo Amaya.

El comandante de la Brigada de Montaña 5, Coronel Mayor Juan Manuel Pulleiro, le explicó al Presidente el funcionamiento del COE provincial donde Prefectura, Gendarmería, Defensa Civil y las policías Federal y Provincial tienen a su cargo la coordinación de la ayuda.

Posteriormente, Macri dialogó con pobladores damnificados que le comentaron de sus necesidades por la contingencia y sobre la problemática del lugar, entre ellos una docente jubilada de La Madrid que aún realiza tareas solidarias.

También asistieron al Centro el vicegobernador, Osvaldo Jaldo; la senadora nacional por Tucumán Silvia Elías de Pérez, el diputado nacional Facundo Garretón, y el obispo de Concepción, Monseñor José María Rossi.

Macri se trasladó luego al paraje La Florida donde también mantuvo una ronda de diálogo con los vecinos, que recibieron la ayuda del Gobierno Nacional cuando quedaron aislados y sin comunicación.

El Presidente compartió la charla junto al sargento del Ejército (división de paracaidistas) Fernando Pérez, quien se encargó de llevarles diariamente alimentos, agua y otros insumos indispensables durante la emergencia.

A través de los ministerios de Defensa, Desarrollo Social, Seguridad, Salud y Transporte, y de otros organismos del Estado, la Nación está asistiendo a Tucumán y a otras provincias cuya población sufre las consecuencias del clima desde los primeros meses del año.

Frigerio remarcó que el Gobierno viene protegiendo “desde el minuto cero” a las personas afectadas y advirtió que existe “mucho trabajo por delante” para “mitigar estos dramas”.

“Desde hace varios años, se sabía que iban a ocurrir porque el cambio climático llegó para quedarse desde hace rato”, apuntó.

Señaló que esos efectos son consecuencia de “la desidia y la falta de inversión por parte del Estado” y dijo que de la conversación que el Presidente mantuvo con los pobladores, “surgió claramente la necesidad de encarar los trabajos para que estas cosas no sucedan en el futuro”.

“Eso es lo que ha planteado el Presidente y ya tenemos a lo ancho del país obras que están en plena construcción para prevenir  inundaciones”, añadió el Ministro en declaraciones a la prensa.

Subrayó que “el aliciente” de aquellas personas que perdieron sus bienes “para que empiecen de cero es saber que habrá un Estado que prevé que no se repitan esas cosas, algo que no ocurría en el pasado”.

Puntualizó que en Tucumán “estamos en una etapa de emergencia” durante la cual el Ejército les lleva agua potable y alimentos a aquellos pobladores que quedaron aislados fuera de los cascos urbanos.

“Además, estamos conteniendo a los evacuados en los lugares previstos para eso”, agregó Frigerio.

Entre las zonas más afectadas por el desborde de los ríos Gastona y Salí es Villa Chicligasta, al sudeste del Departamento Simoca.

Alrededor de 70 familias de La Florida y Vizcacha que se encontraban aisladas fueron auxiliadas por personal del Ejército con la provisión de comidas preparadas y agua potable.

El COE posee cuatro equipos de rescate, con camiones de gran porte, un unimog y un puesto de comando de comunicaciones.

Con cinco equipos de cocina, es el centro de distribución de alimentos, además de ropa e insumos esenciales para los afectados.

Las localidades asistidas por el Centro son La Madrid, Los Sauces, Las Animas, Sol de Mayo, El Rodeo, Barrancas, Las Lomitas, Monteagudo, Arroyo Athaona, Ingas, Pueblo Los Peres, Pueblo Melcho, Palominos, Niogasta, Sus de la Sarte, Trejos, Sud de Trejos, La Planta, Chicligasta, Los Mendoza, La Florida, Vizcacha, El Rodeo y Las Talitas.

El director nacional de Emergencias Sanitarias del Ministerio de Salud, Carlos Russo, recorrió las localidades de La Madrid, Niogasta, Monteagudo, Atahona y Villa Chicligasta para colaborar en la coordinación y abastecer las tareas sanitarias desplegadas.

A su vez, Cano y el ministro de Defensa, Julio Martínez, hicieron lo propio el último viernes en las zonas más anegadas de La Madrid, por la crecida del río Marapa.

Un equipo técnico de la Dirección Nacional de Respuesta del Ministerio de Seguridad colabora en la asistencia junto a las autoridades provinciales.

Además, el Ministerio de Desarrollo Social despachó a esa zona seis camiones con alimentos e insumos para distribuir.

Equipos de asistentes sociales y psicólogos continúan colaborando con el relevamiento de las necesidades de las familias damnificadas.

Seguridad desplegó equipos de bomberos de la Policía Federal y de Prefectura, mientras que efectivos de Gendarmería colaboraron con el traslado en helicóptero de médicos y elementos básicos para la atención de pobladores que quedaron aislados.

El PAMI también envió agentes con el objetivo de reforzar la atención de los afiliados afectados y definir estrategias de acción en coordinación con el COE.

Tags

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *