ActualidadCiudad de Buenos AiresLegislativo

El periodista Miguel Woites fue declarado personalidad destacada de la Ciudad en el ámbito de la Comunicación

En el marco de las actividades que se llevan a cabo en la Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires, el periodista Miguel Woites fue declarado personalidad destacada de la Ciudad en el ámbito de la Comunicación en el Salón Dorado. La declaración aprobada por la Legislatura porteña fue impulsada por el legislador Eduardo Santamarina (VJ), quién describió que “en tiempos de desinformación y bombardeos de las redes sociales” el destacado se caracteriza por “el recto criterio, equilibrio y convicción, que supo convivir con las transformaciones tecnológicas y fue aggiornando la Agencia Informativa de la Conferencia Episcopal Argentina (AICA)”, de la cual cumplió más de 60 años al frente, con un “incansable trabajo”. La AICA ha informado ininterrumpidamente sobre la iglesia y quienes lo integran.

Carlos Malfa, obispo de Chascomús y Secretario General de la Conferencia Episcopal Argentina, contó que “sentí una profunda alegría por el vínculo entrañable que me une con Woites y su familia”. Describió al homenajeado como una persona que ha “entregado la vida una misión para siempre” y “un hombre fiel a la fe que recibió, un apasionado servidor de la Iglesia”.

Alejandro Rebagliati, ex prosecretario de Redacción de AICA, recordó que “es un gusto pensarlo con tantos recuerdos” y lo describió como una persona que “con sabiduría, sabe vivir en la confianza y la gratitud”. Lo describió como un “amante de la tradición y un discreto innovador”, ya que en la agencia “siempre teníamos la mejor tecnología para llegar a los medios colegas y la gente”

María Mercedes Vago de Del Zotto, la mayor de los 27 nietos, afirmó que su abuelo les inculcó “el amor por la lectura, el respeto por la naturaleza, el buen humor para la vida y las circunstancias” y lo describió como “una fuente inagotable de conocimientos”, que ha volcado con “amor, trabajo y dedicación por la Iglesia y el AICA”.

El periodista de 91 años, contó que “me siento apabullado por tantas cosas que dijeron aquí” y agradeció la distinción con humildad. Recordó su paso por el servicio militar, su participación en el gremio textil, sus aportes a la Asociación Otorrinolaringología del Plata. Afirmó que en 1956 llegó su responsabilidad frente al AICA y se puso al “servicio de la difusión de la buena noticia”, que tuvo como guía “la objetividad y verdad, antes que la incierta noticia”. Afirmó que siempre buscó dar a conocer “la vida de la Iglesia y la voz de sus pastores”. Finalizó dejando constancia que pudo hacer tantas cosas, gracias a “su excepcional apoyo llamado Lidia”, su esposa desde hace  66 años.

Tags

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *